Cuidado de los pies en verano

En verano, si observamos nuestros pies, están bastante castigados, debido al uso de zapatos abiertos y chanclas.
Os propongo un tratamiento para recuperar la suavidad y el aspecto saludable de los pies. Podéis hacerlo durante el verano y al final del verano para mantenerlos hidratados. Además, si todas las noches, nos echamos crema en los pies antes de ir a dormir, lo notaremos.

  1. El primer paso, una vez quitado el esmalte de uñas (si es que llevamos), es llenar a medias un barreño con agua caliente y un puñado de sal marina, y meter los pies unos 20 minutos.
  2. Después, los secaremos y cortaremos las uñas de los pies y las limaremos si es necesario.
  3. Como tercer paso cogeremos una lima de pedicura y la pasaremos por los talones y zonas con durezas.
  4. Una vez limados, echaremos una buena crema, yo en estos casos uso la de talones agrietados de Neutrogena, que en unos días usándola veremos resultados bastante buenos. Es preferible usar este tipo de cremas antes de irnos a la cama, así dejamos el producto actuar y se habrá absorbido por la mañana.

Si haciendo estos pasos, vemos que no terminamos de tener los pies bien, hay unos apósitos de Compeed especiales para talones agrietados y otros especiales para durezas. Estos apósitos se pegan en el pie y podemos ducharnos con ellos, nos los quitaremos cuando poco a poco se vayan despegando solos.

Es preferible que no nos pintemos las uñas para dejarlas descansar y que no se amarilleen, podemos usar una base vitaminada para darles algo de brillo o hidratarlas con cualquier aceite.